viernes, 21 de julio de 2017

lunes, 10 de julio de 2017

El mundo se cae a nuestro alrededor como migajas de piedra. ¿Quién lleva la cuenta de las vidas que se están perdiendo y no por la abrasión de una bala o el filo de una enfermedad, sino por la negligencia y la ceguera del egoísmo sin control? Lo bueno de dormir tan mal es que ya no es obligación acostarse temprano. Este semana vino teñida por la expectativa y el miedo.